Tuesday, August 29, 2006

La primavera de Praga






El sexto día, Lenin creó al hombre nuevo.
Sobre gargantas rotas, paredones y lágrimas,
Amaneció una civilización de tranvías, siderurgia, ballet y hombres que iban al espacio.

El séptimo día, Alexander Dubcek decidió que era hora de enterrar el alambre de espino. De
concentrarse en la ópera, en sembrar los campos. El alambre de espino vino sobre ruedas, como un cerebro de hormigón armado, mordiendo la tierra, violando ilusiones con su sórdido, mohoso, falo de acero.

El octavo día, el hombre nuevo se equivocó de estación, y se bajó en el Kentucky Fried Chicken, a ponerse ciego de pollo frito.

1 Comments:

At 3.9.06, Anonymous Lucone, el Italiano. said...

Te has dado cuenta que en Praga està un Mac Donald en un viejo edificio istitucional donde està una estatua de Lenin...es algo que da miedo.

 

Post a Comment

<< Home

ecoestadistica.com